dijous, 7 de maig de 2009

EL CUENTO PERFECTO


“Ya lo tengo. Por fin.
Se me acaba de ocurrir la historia perfecta. Tiene un final muy original, inesperado, impactante, de esos que dan largos paseos en tu mente durante unos cuantos días y que te siguen sorprendiendo, cada vez más. Lo tengo todo en la cabeza: palabras adecuadas, estructura ideal, personajes con enjundia, inquietantes, frases rotundas...
Cuando haya acabado de escribirla me presentaré con ella a algún concurso literario y me darán un premio, estoy convencida.
En cuanto me despierte por la mañana, me pongo a ello.”

Cuando María Rosa abrió los ojos y volvió al mundo, maldijo cuatro mil cuatrocientas treinta y dos veces su propia vagancia.
No recordaba nada.