dissabte, 12 de juliol de 2008

CAMINAR


Echo a andar
y un mirlo se cruza en mi camino
Los robles me abrazan con sus fuertes ramas
los eucaliptos se alejan de mi
dejando su rastro de hojas de feo marrón.
Una anciana con pañuelo y sombrero saluda
alzando su ojos al cielo
pronunciando palabras impronunciables
Todo huele a sidra
a mierda de vaca
y a riachuelo
Intento tararear una canción
pero sólo silbo el silencio
Mis pies se mueven al son
de una canción imaginaria
la melodía perfecta
Y miro las piernas que pasan ante mi
pensando a dónde irán
Mejor, dicho, a dónde iremos…